Publicidad

Obsidiana Caoba


Protege. Da fortaleza en estados de necesidad. Alivia el dolor y mejora la circulación.

Peso aprox.: 5 g. Tamaño aprox.: 2 cm x 1,5 cm

El precio corresponde a una unidad. La fotografía es orientativa, puede no corresponder con la que se envía.

Más detalles


3,00 € IVA incluido

(2,48 € IVA no incluido)

Disponibilidad Inmediata

1 producto en stock


OBSIDIANA CAOBA

Elimina los bloqueos energéticos y estimula el crecimiento a todos los niveles. Restaura el giro adecuado de los chakras sacro y plexo solar.

Se la conoce como piedra de las profundidades, porque emerge desde lo más hondo de la tierra, de los volcanes y por ello se la supone una piedra de lucha y fuego. De hecho ha servido como arma ritual y cotidiana a diversas culturas a lo largo del tiempo. Hay que tener mucho cuidado con su poder, porque es tan grande que sacará a la luz también por decirlo así "nuestras vergüenzas".

Esto significa que puede hacer incrementar nuestro lado negativo para que seamos conscientes de él. Por ejemplo si somos muy egoístas, se acentuará ese egoísmo para que lo veamos cara a cara, si estamos todo el día enfadados, se acentuará nuestro enfado para que seamos conscientes de nuestra ira, y así sucesivamente. Por ello no es un cristal del cual se pueda abusar. Es preferible utilizarlo en momentos muy concretos, y no llevarlo con nosotros todo el día, a no ser que queramos realizar una limpieza interior profunda.

En las aristas de la obsidiana se reflejan todos los males sin poder penetrar en su interior, y desde el principio de los tiempos es la gran piedra protectora. Ciega al mismo tiempo que da luz, y a menudo abre los ojos del alma al tiempo que cierra los de la vida cotidiana. En la obsidiana se encierra el esfuerzo de ascensión de los hombres, que tienen que partir de la parte más baja de la montaña, para llegar a la cima. Por ello es la piedra de la fuerza de voluntad y la disciplina.

La obsidiana es materia pura y aunque se encuentra en las primeras pautas de la evolución, también es la más elevada, la que está a punto de alcanzar al ser. Es la piedra de la justicia, porque ayuda a distinguir con claridad lo que es auténtico de lo que es engañoso para los sentidos. Se relaciona con la vitalidad y el instinto de supervivencia y proyecta sus intensas vibraciones en aras a reforzar los sentimientos de seguridad, y ahuyenta los miedos y fantasmas psíquicos.

Asimismo comunica templanza, calmando estados irascibles. Su color se relaciona con el misterio y lo oculto, por lo que es beneficiosa para quienes se dedican al esoterismo y la búsqueda interior. A nivel físico, combate enfermedades crónicas y degenerativas, retrasa el envejecimiento, disminuye la sordera progresiva, controla la sudoración excesiva, relaja los músculos, combate la otitis.

Cesta  

(vacío)

OFERTAS

Ofertas